Sigue estas reglas infalibles y nunca se estropearán tus embutidos almacenados

Si quieres disfrutar de un buen aperitivo, los fiambres no pueden quedar fuera. Sigue estos trucos para mantenerlos almacenados en perfectas condiciones.

En especial cuando hablamos de nutrición, conocer algunas pautas puede hacer maravillas. La compañía, la alegría y el compartir constituyen lo que la comida es. Es esa sensación de querer que todo salga perfecto cuando le preparamos la mesa a nuestros seres queridos. Por supuesto que siempre hay imperfecciones, pero existen un par de trucos que pueden ayudarte a tener ciertas precauciones en pocos movimientos. Veamos cuáles son en relación al almacenado de tus embutidos.

(Foto: Canva)

Lo mejor sería que lo anotes, porque pueden ser difíciles de recordar, pero ni bien las hayas incorporado van a representar una revolución en tu forma de almacenar. Es sabida la presencia de conservantes en la preparación de embutidos. Sin embargo, no hay garantías de que por ello vaya a conservar la frescura.

Es un hecho que los productos naturales son la clave para la salud. Los trucos que queremos revelarte son revolucionarios para tus modos de almacenar. Estos trucos son, además, a prueba de desperdicios.

Mantén tus embutidos en la cima con estas formas de almacenamiento

Seguro ya has cometido el error de almacenar las carnes curadas y los quesos en el mismo lugar, porque debes saber que ambos deben colocarse en la zona media/alta de la nevera. Es por ello que resulta tan intuitivo guardarlos juntos, pero es un error. Estas son solo dos pautas, pero hay muchas otras a las que sería prudente prestar especial atención.

(Foto: Canva)

Envasar al vacío es algo que no puede faltar para ahorrar espacio en la heladera, mantener la frescura y conservar tus embutidos. Con una máquina de bricolaje agilizarás y harás que todo resulte más sencillo sin tener que acudir a otro lugar para que lo hagan. Esto gracias a que es posible almacenar las salchichas del mismo modo.

Misma cosa con las picadas. Las rodajas no van a perder la frescura ya que se mantendrán con humedad. Cuando se seca y empieza a oler mal, lamentablemente hay que tirarlo a la basura. Sin embargo, ¿tienes una aspiradora? Bueno, con ella lograrás que tus embutidos duren más de dos meses.

Sin haber sido consciente de este descubrimiento, vaya uno a saber cuánto podrías haber almacenado en tu vida. Es importante precisar que es para productos sin lonchar. Los otros requieren de otras reglas.

Hay que mantenerlos siempre separados de tus quesos, colocándolos en la parte inferior. No deben quedar como están dada su diferente consistencia. Mantenlos siempre cerrados herméticamente o con papel metalizado.

Estos trucos revolucionarán tus hábitos. ¿Ya los conocías? Pruébalo, transformarán tus embutidos sin desperdiciar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here