Alerta a las contraindicaciones del cepillo de limpieza facial: Cómo usarlo correctamente

En parte gracias a los patrocinadores de los incontables influencers en Instagram, el cepillo de limpieza facial se ha convertido en una pieza invaluable para cuidar la piel. Pero tratemos de averiguar si es tan maravilloso como sostienen o es algo pasajero.

Sabemos que si estás leyendo hasta aquí probablemente ya hayas integrado en tu rutina de belleza, el cepillo facial. Aunque también puede que no lo tengas y estés tentada de comprarlo. Para la limpieza nocturna puede ser verdaderamente útil cuando queremos sacarnos el maquillaje, la contaminación, el smog, impurezas del día que atacan nuestro rostro.

(Foto: Canva)

Para pieles grasas los cepillos resultan extraordinarios, ya que tienen mejor circulación y drenaje linfático. Así también se reduce el tamaño de los poros, ¡qué pesadilla! Además, por su poder exfoliante favorece la absorción de principios activos.

Gracias a los patrocinadores de los incontables influencers en Instagram, el cepillo de limpieza facial se ha convertido en una pieza invaluable para cuidar la piel. Pero tratemos de averiguar si es tan maravilloso como sostienen o es algo pasajero.

Lo que hay que saber sobre el cepillo facial

Es importante saber antes de usar este producto que, a pesar de sus beneficios, puede convertirse en nuestro peor enemigo si es usado inapropiadamente. Puedes terminar con el rostro inflamado si lo usas excesivamente o si tiene cerdas muy rígidas para tu piel.

(Foto: Canva)

Limita el uso de cerdas duras a un máximo de dos veces por semana y cuando lo hagas, hazlo con cuidado y muy suavemente. De otro modo exfoliarías tu rostro excesivamente alterando el pH de tu piel. Esto la volverá más seca y quedará susceptible a micro abrasiones.

(Foto: Canva)

La propuesta que queremos proponer es que no hace falta castigar la piel a razón de eliminar los puntos negros. Cuando uses un cepillo facial con cerdas pequeñas y suaves, bien puedes usarlo todos los días, pero suavemente y con movimientos circulares. Pero, para terminar, no combines en una misma rutina el cepillo y la exfoliación, esto terminará por estropear el cutis.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here