Cuidado con envasar erróneamente la comida al vacío. ¿Sabes hacerlo correctamente?

Envasar al vacío no es una técnica sencilla. Ahora te dejamos algunos consejos para aprender a hacerlo bien, rápido y seguro.

Las técnicas de envasado al vacío permiten que los alimentos detengan su deterioro natural. Si un producto está próximo a caducar, envasarlo al vacío puede ser una gran opción para poder consumirlo cuando se desee. Quienes no quieren desperdiciar comida -algo muy equivocado, grosero e irrespetuoso- , pueden apelar a esta modalidad. Hoy vamos a enseñarte la técnica de tu vida para cuidar la comida.

(Foto: Canva)

Carne, pescado, fruta y cualquier sobra de la cocina puede ser envasada al vacío. Lo que es importante es seguir las instrucciones al pie de la letra para no terminar tirando comida estropeada. No es nada difícil, solo basta un poco de paciencia y ser aplicados. ¿Eres así?

Sigue leyendo para descubrir todo tipo de trucos efectivos. Si te hace falta, toma nota con papel y lápiz, marca los pasos difíciles y ponte en acción. Ahora vas a poder envasar al vacío sin cometer errores.

Los mejores consejos para almacenar alimentos al vacío correctamente

Para empezar, consigue una máquina que envase al vacío de manera mecánica. El coste de la máquina, por lo general, no excede los 40 euros y se puede encontrar fácilmente en las plataformas de ventas en línea. Deberás adquirir también un kit de bolsas para estar listo en menos de un día.

(Foto: Canva)

Después de la compra pasarás a usar la máquina. El funcionamiento es muy simple, quita el aire de las bolsas donde has guardado tu comida y sella todo mediante calor. Las bolsas por lo general son de aluminio, pero si no quieres apelar a las bolsas, puedes comprar otros recipientes. La mecánica es la misma conduciendo a la eliminación del aire.

Si compras un envase, te recomendamos que sea rígido para que te brinde varios usos, a diferencia de la bolsa que no se recicla ni biodegrada. Puede contener alimentos crudos o cocidos. Los crudos mejor dejarlos en la nevera, mientras que los cocidos, en el congelador.

Etiqueta tus alimentos conservados con la fecha de compra y caducidad. También anota cuándo lo envasaste y con eso, ya lo tienes todo. Sólo tienes que ponerte a hacerlo y demostrar entendimiento sobre el proceso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here