Con este truco tus flores estarán siempre frescas y maravillosas, nunca marchitas

Si tus flores se marchitan y se pudren rápidamente, pero son tu pasión, te traemos un truco especial para que se mantengan frescas por mucho más tiempo.

Ya deberíamos estar al tanto de los enormes beneficios que provee la naturaleza. Habitar un ambiente rico en vegetación, flores y colores, fomenta el buen humor combatiendo la depresión, ayuda a respirar mejor y otorga mucha elegancia en ciertos lugares como la cocina o el salón. No hace falta llenar cada rincón con plantas y miles de variedades, pero, por otro lado, llenar ese hueco con flores es una bonita idea.

(Foto: Pixabay)

No hay mayor gesto para expresar cariño, gratitud, amor o amistad que simplemente regalar un ramo de flores. Un ramo de rosas en la primera cita, las rojas especialmente; o, para esa persona que amamos, un ramo de margaritas.

Apostamos a que te has encontrado con este problema bastante común: en tan solo dos días están marchitas y pudriéndose. De parte de Ecocultura queremos regalarte unos trucos muy sencillos para que ese ramo de flores que tanto significa para ti, permanezca fresco, llamativo y con sus colores vivos.

El truco para mantener siempre las flores frescas que le dan elegancia a tu salón

Vamos a decir la verdad, un jarrón con flores en un centro de mesa, es una garantía de felicidad inmediata a todo el lugar. Además, el aire cambia y se respira distinto. Lo que solemos hacer es despojarlas del papel que trae cuando nos las dan para luego meterlas en el recipiente con agua. Pero eso no es suficiente.

(Foto: Pixabay)

Lo primero que debes tener en cuenta es no cometer el error de cortar las flores. Los que han sido recogidos y ya están cortados en el racimo deben tener una longitud de tal forma que cada uno pueda nutrirse de forma natural. Para ello, es importante elegir el recipiente adecuado; que el tallo quede un poco más corto que la longitud real del tallo. Llena el envase hasta la mitad y cámbiale el agua con frecuencia.

Suele ocurrir que los tallos se empiecen a pudrir, pero podemos salvar la flor si actuamos rápido. Usa un cuchillo bien afilado y remueve la parte marrón (claro u oscuro), evitando la parte sana. Con volver a sumergir todo en el jarrón con agua fresca y recién cambiada, bastará. Otro error sería colocar las flores cerca de una fuente de calor o luz solar directa. Es mejor uno opaco trasladado a un ambiente fresco durante la noche.

Otro dato importante, para terminar, es que puedes hervir 1 litro de agua con cáscara de plátano. Una vez frío, viértelo en el frasco. Las cáscaras de plátano tienen mucho potasio, lo que es un gran alimento para las flores.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here