Bitcoin: el impacto de la moneda digital en el calentamiento global

La red en la que opera el Bitcoin ya consume más energía que un país como Argentina durante un año. Esta demanda energética tiene su impacto en el calentamiento global. 

La cotización del Bitcoin se disparó un 313 por ciento en un año (Foto de Foto de Karolina Grabowska - Pexels).
La cotización del Bitcoin se disparó un 313% en un año. (Foto: Karolina Grabowska – Pexels)

El Bitcoin está siendo noticia en el mundo por su elevada cotización. Esta criptomoneda creció un 313% en su valor en un año y esto la convierte, para muchos, un activo digital codiciado. Pero la demanda energética necesaria para las transacciones es uno de los cuestionamientos hacia esta moneda descentralizada.

Para que los Bitcoins entren en circulación son necesarias computadoras muy avanzadas para procesar los cálculos. Según un estudio realizado por la Universidad de Cambridge, el mercado de esta criptomoneda demanda la misma cantidad de energía en un año que un país como Argentina.

Por su cotización en permanente alza, los Bitcoins son buscados como una estrategia de inversión, un ámbito de especulación financiera o una reserva de valor. Hoy, un Bitcoin cuesta más de 50 mil dólares. A fines de 2019, su cotización era de 11.200 dólares.

El último gran salto de la cotización del Bitcoin ocurrió en febrero pasado, cuando el empresario Elon Musk anunció que su compañía Tesla había comprado 1.500 millones de Bitcoins. En ese momento, el salto registrado llevó el precio del Bitcoin a casi 60.000 dólares.

La huella ambiental del Bitcoin

El fenómeno alcista provoca que cada vez más personas y empresas quieran hacerse de Bitcoins, y esto es lo que genera la gran demanda energética. Expresada en números, da un consumo promedio anual de 121,36 Twh (teravatios-hora), mientras que la Argentina consume 121 Twh.

La mayor crítica hacia este sistema es el ambiental. La mayoría de la energía demandada por la red de computadoras que procesan Bitcoins proviene de fuentes fósiles, lo que genera emanaciones de gases contaminantes a la atmósfera.

Mientras más alta es la cotización del Bitcoin, más energía se necesita para procesar datos (Foto de Pixabay - Pexels).
Mientras más alta es la cotización del Bitcoin, más energía se necesita para procesar datos. (Foto: Pexels)

El indicador de consumo de energía de la red Bitcoin elaborado por Cambridge proporciona datos en tiempo real. Según comparaciones realizadas en el estudio, este consumo actual de energía podría equipararse a la energía consumida por la universidad durante casi siete siglos.

Especialistas en mercados financieros dudan de la sostenibilidad de este sistema. Advierten que una posible burbuja podría hacer que el precio del Bitcoin se desplome al ser inviable tanta cantidad energía y cálculos computacionales para mantenerse en circulación.

Por qué requiere tanta energía esta criptomoneda

El diseño de encriptación del Bitcoin hace necesarios enormes cálculos computacionales para poder ponerlo en circulación. Este sistema se denomina Blockchain y participan millones de computadoras descentralizadas, que son popularmente conocida como mineros.

Cada minero tiene la función de crear nuevos Bitcoins y verificar y autorizar las transacciones que se hacen con la criptomoneda. Los mineros compiten entre sí para ser los primeros en descifrar los códigos necesarios y en recompensa reciben Bitcoins.

En el sitio de la Universidad de Cambridge se puede consultar el consumo de energía generado por los Bitcoins en tiempo real (Captura de pantalla).
En el sitio de la Universidad de Cambridge se puede consultar el consumo de energía de los Bitcoins en tiempo real. (Imagen: Universidad de Cambridge)

Así, las computadoras deben hacer cálculos muy complejos, procesar datos y enviar un único número derivado de una operación matemática, que es el que desactiva cada transacción. El primer minero en enviar todos los datos es el que recibe la recompensa.

Una vez que se procesa este dato, entra un nuevo requerimiento al sistema, lo que tiene a los mineros compitiendo nuevamente por la recompensa. Mientras más alta es la cotización del Bitcoin, más computadoras se conectan para participar de este juego y, por tanto, más alta es la demanda energética.

La demora en resolver cada ecuación siempre es de 10 minutos. Si más computadoras se conectan a la red para desencriptar transacciones, más difícil se vuelve la operatoria y se necesita más capacidad de cálculo. Esto requiere también de computadoras cada vez más potentes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here