Con esta mezcla harás más fáciles tus días al limpiar superficies duras

Queremos darte a conocer los secretos que harán de tu hogar una joya con esta poderosa mezcla. Déjate llevar por la curiosidad y sigue leyendo.

Con tantos productos de distintos tipos para limpiar la casa, no hace falta darle vueltas: el remedio de la abuela es imbatible. Transmitido a lo largo del tiempo ha sido dejado de lado por los prejuicios. No siempre un detergente caro es completamente efectivo y puede hacer más daño que otra cosa.

 

(Foto: Julio César Velásquez Mejía, Pixabay)

Por ello queremos intervenir con limpieza ecosostenible, eficiente y económica. Esta regla de las tres “E”, confirmada y respaldada por nosotros sin duda, sólo requiere que leas lo que tenemos para proponerte.

Para empezar, debes saber que no dañarás tus superficies con esta mezcla, incluso las más duras y complicadas. Una vez que pruebes este método, lo recomendarás.

La potente limpieza de la abuela: un poderoso mix

La característica del ingrediente secreto es su valentía frente a las manchas. Su capacidad absorbente se convierte en una auténtica panacea cuando hay humedad y la suciedad persiste. Desengrasa con mejor efectividad que los desengrasantes y suma funciones: antimoho, antical, antimanchas e higienizante.

(Foto: Pixabay)

La versatilidad de este milagro tiene la gran ventaja de combinar otros ingredientes naturales que sabes cómo se hacen. Sólo con tener sal en tu casa, no tendrás problemas puesto que limpia prácticamente todo.

Existe un tipo de sal apta para la suciedad incrustada en las superficies hasta la cal que queda acumulada en el lavavajillas, y no es ni la fina, ni la rosa tan popular estos días en distintas recetas. Podrás limpiar la cubertería y eliminar la oxidación de los metales, con el remedio de la abuela: sal gruesa. Aunque parezca obvio, vivimos acosados por anuncios de productos infalibles que terminamos olvidando el valor añadido.

Si quieres perfumar tus superficies más delicadas, puedes mezclar la sal con el limón. Para los suelos añade un poco de vinagre de vino blanco y brillarán como nunca antes.

Por último, con bicarbonato de sodio, las áreas más duras serán un mal recuerdo. Esto es ver para creer. Los remedios de la abuela son infalibles con resultados sorprendentes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here