Greta Thunberg: “No hay justicia ecológica sin justicia social”

En una entrevista en la radio argentina Futurock, la activista sueca se refirió a la necesaria relación entre la ecología y la justicia social.

greta2
Greta Thunberg lidera el movimiento Fridays for Future. (Foto: Facebook @GretaThunberg)

Greta Thunberg, la reconocida activista por el clima, habló sobre la necesidad de incorporar en la agenda ecológica las desigualdades sociales. Y es que sin resolver las necesidades de la población mundial no se podrán llevar a cabo las acciones para combatir el cambio climático.

Los modelos económicos liberales vienen afectando negativamente las condiciones de vida de las personas más vulnerables. Por eso, incluir a la justicia social en la lucha por la crisis climática implica considerar a las poblaciones más afectadas.

La necesaria retroalimentación entre la justicia ecológica y la justicia social

En relación a las demandas del movimiento juvenil ambientalista, Thunberg declaró en Futurock que para enfrentar el cambio climático es necesario modificar el actual modelo de desarrollo.

A la vez, subrayó que la gente suele creer que a los activistas ambientales solo les importan los árboles y las plantas. Si bien esto es cierto, solo lo es en parte.

«Cuando destruimos a la naturaleza, destruimos nuestras condiciones de vida y, desafortunadamente, los que más sufren son los sectores vulnerables», señaló Greta Thunberg.

Por eso, abogar por la justicia social implica erradicar el hambre, la desnutrición y la desigualdad social. Es solucionar la falta de viviendas dignas, garantizar el acceso al agua potable, a tierras no contaminadas, a saneamiento y a aire limpio.

Estas son demandas que están en el espíritu de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas, aunque aún con pocos o escasos resultados. Precisamente, Thunberg viene denunciando, sin reparos, ante los principales líderes mundiales que los cambios no están llegando.

howdareyou
“¿Cómo se atreven?”, una de las frases emblemáticas de Greta frente a los líderes mundiales de las Naciones Unidas en 2019. (Foto: Facebook @GretaThunberg)

Las desigualdades entre Norte y Sur

Los países del Norte históricamente han colonizado a los países del Sur, manejando con ello sus recursos naturales y llevando las ganancias a sus fuertes economías. “El colonialismo es el corazón de la crisis climática”, aseguró Thunberg en Futurock.

También agregó que las asimetrías entre los países del Norte y del Sur son el corazón de la crisis climática, que no podrá ser resuelta en tanto no se tome en cuenta este problema.

Sobre esta misma línea, el periódico The Guardian publicó declaraciones de varios investigadores de renombre mundial ante un alarmante dato: 20 corporaciones internacionales son las responsables de un tercio de todas las emisiones de gases de efecto invernadero.

Y, lo que es más grave, las empresas lo saben. A pesar de ello, lo siguen haciendo, extrayendo recursos naturales de los países más pobres.

Medellin
La justicia social se debe integrar a la ecología para combatir el cambio climático. (Foto: Milo Miloezger – Unsplash)

La urgente necesidad de un cambio

Las ganancias de las empresas se concentran en pocas manos, pero afectan a millones de personas, generando grandes asimetrías sociales. Los sectores carenciados padecen lo peor de la crisis: inundaciones, tierras contaminadas, enfermedades.

Los jóvenes activistas por el clima demandan urgentemente políticas que obliguen a las empresas a una transición hacia energías renovables. Las nuevas decisiones gubernamentales deben incluir medidas que den trabajo, acceso a la tierra, viviendas y educación digna.

Si esto no sucede, los sectores más vulnerables seguirán siendo los primeros en padecer la crisis climática.

También puede interesarte:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here