Three Whale Rock: las ballenas de piedra que nadan en una tupida selva

Tailandia esconde varios tesoros culturales y naturales. Three Whale Rock es uno de los sitio que este país tiene para descubrir más allá de sus playas.

Three Whale Rock: las ballenas de piedra que nadan en una tupida selva
Three Whale Rock es un atractivo singular en Tailandia que crece en popularidad. (Foto: Adobe Stock)

Tres ballenas nadan desde hace 75 millones de años en Tailandia. Incólumes, como testigos de la evolución de la vida en la Tierra. Las personas que las visitan son microscópicas en su geometría de espacio y tiempo.

Por supuesto que no estamos hablando de tres cetáceos reales, sino de tres rocas monumentales que vistas desde el aire parecen una familia de tres ballenas flotando en una verde y húmeda jungla.

Esta atracción es conocida en Tailandia como Hin San Wan. En español sería algo así como «la piedra de las tres ballenas», pero son más conocidas como Three Whale Rock, su nombre en inglés.

Three Whale Rock, un destino poco conocido

Estas piedras gigantes se encuentran en el noreste de Tailandia, en la provincia de Bueng Kan, a unos 750 kilómetros de Bangkok. Al estar alejadas del sur del país, donde se encuentran todas esas playas de película, se trata de un atractivo poco conocido por los turistas internacionales.

Bueng Kan alberga una gran riqueza cultural y natural que incluye templos, museos, bosques y montañas, y es mayormente visitada por turistas locales. Three Whale Rock se encuentra inmersa en una densa selva repleta de atractivos.

Para llegar al lomo de estas ballenas se pueden recorrer nueve caminos distintos y es una excursión que puede llevar un día completo. Las sendas están dibujadas de manera tal que los visitantes pueden disfrutar del avistaje de plantas y animales únicos.

Un destino pensado para el ecoturismo

En los últimos años, el gobierno de Tailandia se ha ocupado de adaptar este sitio para cumplir con estándares internacionales de ecoturismo. Es por esto que los caminos están diseñados para respetar la biodiversidad.

Además, en medio de la selva y antes de que la travesía culmine, el turista puede darse el lujo de tomar un respiro en paradas diseñadas para conectar con la naturaleza y bajar las pulsaciones.

En el lomo de las ballenas de piedra se puede disfrutar de hermosos atardeceres y vistas. A lo lejos y desde la altura se divisan las costas del famoso río Wekong y también las montañas de Laos (país vecino a Tailandia), que dibujan un horizonte irregular en un lugar único.

Three Whale Rock, Tailandia
Las vistas hacia el río Wekong y Laos desde las ballenas de piedra. (Foto: Instagram @ecobanjara)

También puede interesarte:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here